Si eres padre o madre seguramente te estés preguntando acerca de la conveniencia o no del empleo del móvil en niños. Pero ¿a que edad es conveniente que un niños utilice un móvil? ¿Que ventajas puede tener su utilización en una persona de tan corta edad? ¿Y que inconvenientes? En Sensación Digital queremos arrojar algo de luz sobre este tema tan controvertido y que suele ser objeto de mucho debate.

Muchos padres ven en el empleo de dispositivos móviles una oportunidad excelente para que sus hijos no requieran su atención durante un cierto tiempo. Mientras el niño está con el móvil o tablet, no necesita nada más. Algo que es visto con buenos ojos para la mayoría de padres en una sociedad tan ajetreada como esta. En el lado opuesto hay quienes ven en ello un niño que no se socializa y que no se comunica. Fuera de estas dos posturas tan enfrentadas, vamos a repasar las principales ventajas e inconvenientes del móvil en niños.

Ventajas:

  • Podemos personalizar el contenido que queremos que sea visible para el niño, por lo que si así lo deseamos, podemos orientar su uso de un modo totalmente educativo. Por ejemplo en la televisión esto no ocurre, siendo posible que en cualquier momento el niño vea imágenes poco convenientes para él.
  • La utilización de la tecnología no está reñida con la socialización del pequeño. El niño puede interactuar con amigos, familiares e incluso con personas de otras partes del mundo (siempre con un cierto control). La interacción en la red es algo muy común en los juegos.
  • Muchas aplicaciones están orientadas a estimular ciertas habilidades del niño como pueden ser la memoria, la lectura, la atención o el cálculo mental. Si disponemos de esas herramientas ¿por qué no aprovecharlas?

Inconvenientes:

  • Pueden llegar a crear dependencia, y por decirlo de alguna manera, hasta adicción. Si has tenido la oportunidad de convivir con un niño que utiliza dispositivos móviles, sabrás de lo que hablamos. Desean un uso continuado y protestan cuando queremos que no sea así.
  • Puede llegar a general obesidad y problemas posturales. Un niño que no se mueve, es un niño condenado a la obesidad. Por ello, y aunque el niño quiera dedicar parte de su tiempo libre a jugar con un móvil, siempre debemos inculcarles la actividad física.
  • Si no supervisamos su actividad y aplicamos los filtros adecuados en el dispositivo, es cuestión de tiempo que el niño acceda a contenido poco recomendable.
  • Al suponer un modo de diversión tan cómodo, puede generar sentimiento de pereza a la hora de hacer otras actividades como puede ser el paseo, el deporte o jugar en la calle.

Esto son algunos de los principales beneficios e inconvenientes que tienen el uso del móvil en niños. Como siempre en esto casos, los padres son los responsables finales en la toma de la decisión ¿móvil si o móvil no?